La vida que yo veo

Éste es el blog de Javier Pérez, profesor de Lengua y Literatura del IES "Pedro de Ursúa" de Mendillorri (Pamplona)

sábado, 26 de octubre de 2013

Oda al caldillo de congrio

Este poema de Neruda es uno de mis textos favoritos, lo he usado durante años desde 1º de la ESO hasta 2º de Bachillerato:

 http://www.neruda.uchile.cl/obra/obraodaselementales2.html

Lo primero que hago es mandarles escribir la receta, partiendo de los ingredientes y los pasos que enumera el poema, e inventando las cantidades. Una vez escrita la receta, les digo que la mayor parte de lo que han eliminado es función poética.

No hay duda de que este texto, dentro de su aparente sencillez, esconde una gran variedad de recursos literarios como son la metáfora (el congrio/gigante anguila/ de nevada carne; ese marfil precioso; el racimo del mar; las esencias de Chile), el oxímoron (fragancia iracunda), la adjetivación (caldillo grávido y suculento; regios camarones) el símil (su piel manchada cede/ como un guante; dejar caer la crema/ como una rosa espesa), la personificación (recién casados), la apelación al tú poético (recoges ajos) y, muy especialmente, los últimos versos:

...y a la mesa
lleguen recién casados
los sabores
del mar y de la tierra
para que en ese plato
tú conozcas el cielo.

Empezamos con la personificación -recién casados-, que nos permite contextualizar el texto, explicando que las últimas obras de Neruda están dedicadas a su segunda esposa, Matilde Urrutia. La boda de los sabores refleja pues la del yo y el tú líricos.
Viene a continuación una asociación semántica de tres términos: mar, tierra, cielo. ¿A qué intención responde esta enumeración de las partes del mundo? La complementariedad mar/tierra refleja, como he dicho, la del yo y el tú líricos, pero además nos lleva, a través de la referencia a éste, a una metáfora, pues el cielo ya no es una parte del mundo, sino el placer supremo.

En Creación Literaria de 1º de la ESO suelo mandarles escribir una receta en verso, con resultados tan graciosos como éste:

Para esta tarta tan rica
se necesitan fresones;
míralos con atención,
que parecen corazones.
Ya dado el primer paso
no olvides los requesones:
han de estar bien triturados
junto con los corazones.
Y para que esta receta
avance con alegría
calientas la gelatina
disuelta al baño María.


(La rima les es fácil, pues vemos muchas listas de palabras, pero en la medida les tengo que orientar.)

En 2º de Bachillerato sirve de introducción a los textos instructivos, y de refuerzo del concepto de deixis personal, mientras que en 1º lo suelo poner de acompañamiento a la lectura de Como agua para chocolate, para que vean lo fructífera que puede ser la combinación de gastronomía  y erotismo. Por cierto, una pequeña cuestión gramatical: el verso lleven a la cocina/ el congrio desollado permite hablar del uso de ustedes en América frente al de vosotros en la mayor parte de España.

Y en general, en cualquier curso viene bien para ver las diferencias entre función referencial y función poética, y cómo se puede escribir poesía de cualquier tema, hasta de una receta de cocina.

En suma, un texto tan sabroso como el plato que describe.

No hay comentarios: